fraude online

Fraude online: lo que los eCommerce deben saber

Hace tan solo unos meses se desarticuló una de las redes más importantes de fraude online en España que llegó a estafar cerca de 900.000 euros a unas 2.400 víctimas. Y es que con el aumento de las compras online, también ha aumentado la ciberdelincuencia.

fraude online
El fraude online y la ciber delincuencia suele se protagonista poco deseada de las portadas de los periódicos

Para evitar que estas cifras sigan incrementándose, es importante que tanto clientes como eCommerce tengan en cuenta determinados aspectos clave que hagan del entorno online un medio seguro en el que realizar compras y transacciones.

En este post hablaremos:

Nuevo llamado a la acción

Las claves para tiendas online seguras

  • Revisar que los datos fiscales del comercio son visibles en la web.
  • Comprobar que existe un número de teléfono de contacto.
  • Ver que existe una pasarela de pago en la tienda (es decir, no solo se puede pagar mediante transferencia, por ejemplo).
  • Comprobar que la web se encuentra dentro de un entorno seguro, algo que nos lo indicará la propia dirección online de la tienda gracias al https y candado verde de su URL.
  • Y por supuesto, el sentido común. Si queremos comprar un teléfono móvil cuyo precio son 900 euros, desconfiemos de aquellas tiendas online en las que veamos el mismo dispositivo con unos descuentos demasiado agresivos, como puede ser 500 euros.

Fraude online en eCommerce: consejos para evitarlo en tu tienda online

Es importante que las tiendas online estén pendientes de comportamientos sospechosos por parte de sus clientes, ya que en caso de detectarse un importante volumen de fraude en sus compras esto podría afectar a su reputación de marca.

¿Cómo pueden asegurarse de que en su sitio web no se están realizando acciones fraudulentas?

Por ello, ¿qué pueden hacer los eCommerce para estar al tanto del fraude online de sus sitios? A continuación te damos algunas claves.

Guardar de manera segura los datos de sus clientes

Es fundamental que los datos de sus clientes se encuentran almacenados en servidores bien protegidos. De esta manera evitarán que usuarios no con muy buenas intenciones accedan a dicha información y puedan realizar compras con su información.

Estar atentos a compras que puedan indicar un robo de identidad

Es uno de los tipos de fraude online más comunes y mucha veces se produce a partir del robo de una tarjeta, DNI y cualquier otro documento o dato que permita realizar una compra online. En este caso, el defraudador realiza una compra online utilizando la identidad robada. Esto permite al estafador comprar por Internet con un nombre falso y utilizando la tarjeta de crédito de otra persona.

Los eCommerce pueden detectar estas compras si, por ejemplo, comprueban que una de las últimas compras realizadas por un cliente recurrente tiene una dirección de envío diferente a la habitual que normalmente no es domicilio si no un punto de recogida, etc.

Poner atención con los reembolsos que pueden solicitarse

En algunas ocasiones los reembolsos pueden estar relacionados con tarjetas robadas. Por ejemplo, un cliente compra tres artículos por valor total de 250 euros y después solicita la devolución de dos de ellos pero especifica que dicha devolución no se haga a la misma tarjeta con la que compró ya que se encuentra bloqueada, si no que mejor se realice a otra cuenta o tarjeta diferente.

En este caso el comercio no debe llevar a cabo dicha acción ya que solo deben autorizarse devoluciones a través de la misma tarjeta, nunca un método de pago diferente.

Tener cuidado con los famosos chargebacks

Otra acción que podría indicar que se ha realizado una compra fraudulenta son los denominados chargebacks, o también friendly fraud, entre los que pueden darse diferentes situaciones:

  • Un cliente compra algo en la tienda con una tarjeta bancaria de la que es propietario, y tras haber recibido el producto solicita a su banco cancelar el cargo.
  • Otra opción es que es el propio cliente quien contacta con el eCommerce directamente y argumenta que el producto nunca fue entregado y que por ello ha devuelto el cargo.

Hay que tener en cuenta que a medida que crece un eCommerce, éste dispondrá de más datos sobre sus clientes, como son la dirección de entrega habitual, el teléfono facilitado, etc. Por lo que si posteriormente hay algo que se salga de lo habitual, hay que sospechar porque puede tratarse de un posible caso de fraude online.

¿Cómo pueden los eCommerce evitar el fraude online?

Todo propietario de eCommerce tiene como responsabilidad conocer los diferentes tipos de fraude que pueden darse en su tienda online, ya que solo así podrá tomar medidas adecuadas que le ayuden a protegerlo. ¿Y cuáles son estas medidas? Aquí compartimos algunas.

PCI DSS o cumplimiento de los Estándar de Seguridad de Datos para la Industria de la Tarjeta de Pago

La industria de las tarjetas de pago ha establecido directrices claras para asegurar el correcto almacenamiento y la seguridad de los datos de las tarjetas. Son los estándares PCI DSS.

La forma más fácil para comprobar que la tienda sigue estas reglas es a través de una plataforma de comercio electrónico o una herramienta de terceros.

Utilizar herramientas de verificación de direcciones

Gracias a ello, será necesario que los clientes incluyan su código postal para todas las compras.

Además, también se puede ir un paso más allá a incluir el apartado de direcciones según las direcciones normalizadas de Google, de esta manera el cliente solo podrá seleccionar las direcciones registradas en Google.

Requerir códigos de seguridad para las compras realizadas con tarjeta

Las tarjetas de pago actuales cuentan con el famoso CVV, el código de tres dígitos que se encuentra en el reverso de las mismas. Por ello, una buena forma de evitar el fraude es solicitar dichos números.

Contar con métodos de pago responsables con el fraude online

Cada vez son más los eCommerce que, además de ofrecer las tradicionales formas de pago a sus clientes como pueden ser tarjeta o transferencia, también integran otras alternativas como la financiación instantánea. En estos casos es importante que estos métodos de pago sean responsables y cuenten con herramientas que les permitan luchar contra el fraude.

Por ejemplo, en el caso de Aplazame, contamos con un potente algoritmo que permite identificar comportamientos fraudulentos de los que va aprendiendo. Así, y gracias al Machine Learning, somos capaces de dar crédito de una manera responsable.

Rastrear el historial de compras de los clientes

Imagina que un cliente de una tienda online de ropa que habitualmente compra productos de hombre y cuya dirección de envío está en Málaga, un día decide comprar ropa de mujer y la dirección de envío la cambia a Madrid. Un poco sospechoso, ¿no crees?

Filtrar actividades sospechosas relacionadas con el comportamiento de los clientes

Además de todo lo anterior, el comercio también puede analizar determinadas actividades que indiquen comportamientos sospechosos y que pueden indicar fraude, como son los siguientes:

  • Múltiples pedidos realizados desde la misma cuenta pero utilizando diferentes tarjetas de crédito.
  • Múltiples compras utilizando una misma tarjeta de pago durante un corto período de tiempo.
  • Direcciones de correo electrónico con dominios que no existen.
  • Múltiples cambios en la dirección de envío de un cliente.

Exigir a los clientes que al crear su cuenta pongan una contraseña con una seguridad fuerte

Esto es algo que parece muy obvio, pero no siempre es así 😉

Mantener un registro de los intentos de fraude que se hayan realizado anteriormente

Esto permitirá al eCommerce aprender de las acciones fraudulentas realizadas con anterioridad contra su tienda y le permitirá establecer patrones o comportamientos estándar que le permitan acotar regiones o grupos demográficos en los que se producen esos intentos con mayor frecuencia.

Establecer políticas claras contra el fraude online

Por ejemplo, en el caso de solicitudes de reembolsos de dinero, no realizar estas acciones a otras tarjetas o métodos de pago.

Solicitar que los paquetes entregados sean firmados por la persona que los recibe

Con esta medida se trata de evitar que aquellos usuarios que han realizado una compra fraudulenta reciban el paquete, ya que es poco probable falsificar la firma del cliente.

Como has podido leer, el fraude es cada vez más habitual en las compras online, por lo que los eCommerce cada vez vez deben ser más conscientes con las medidas que deben tomar para prevenirlo.

9 claves del perfil del defraudador online

Los hábitos de compra están cambiando y es que en tan solo 4 años las compras online han aumentado más de un 30%. A día de hoy, más del 74% de las compras se realizan en ecommerce, tal y como vemos en el Estudio de Ecommerce de IAB.

Sin embargo, este aumento en las compras en comercio electrónico también tiene su lado menos amable: la existencia de personas que tratan de defraudar a las tiendas y, con ello, a los servicios de financiación online con los que se puede pagar en estos eCommerce.

Por este motivo, y con el objetivo de saber más sobre estas personas, hemos «navegado» entre nuestros datos para extraer 9 claves que definen al defraudador online. ¿Quieres saber más sobre este perfil y qué hábitos tiene? Aquí te lo contamos.

perfil del defraudador online
Nuevo llamado a la acción

#1 Joven, con una media de edad de 36 años

El 62,5% de los compradores online con comportamientos ilícitos se encuentra en la franja de edad comprendida entre los 26 y los 43 años. Sin embargo, si tenemos que destacar una cifra son los 36 años la edad que recoge el mayor número de usuarios.

#2 ¿Defraudan más los hombres? ¿O las mujeres?

Por género, apenas existen diferencias entre hombres y mujeres, aunque éstas (51%) realizan con una frecuencia ligeramente mayor que los hombres (49%) compras fraudulentas. Un motivo que explica este comportamiento es que cada vez son más las mujeres que deciden comprar por Internet, un 69% frente al 66% de los hombres.

#3 ¿Cuántos artículos suelen incluirse en las compras fraudulentas?

En las compras que tienen como resultado fraude, los internautas suelen incluir en su cesta entre 2 y 3 productos.

#4 ¿Cuál es el importe medio del ticket de compra en el caso de las compras fraudulentas?

El valor es de 340 euros, un importe muy superior a los 75 euros del ticket medio de compra según el estudio de IAB.

#5 ¿Qué sectores concentran más fraude?

Los sectores con más fraude son: electrónica, música y hogar. A pesar de que el valor medio de la compra defraudada varía en cada caso, la industria de música/instrumentos es la que registra un mayor importe con 560 euros, seguida de los 500 euros de la compra en hogar y los 450 euros de la compra en electrónica.

#6 ¿Hay un algún artículo en concreto que registre un gran volumen de compras fraudulentas?

¡Sí! El teléfono móvil.

#7 ¿Se defrauda igual en todas las Comunidades Autónomas?

Y la respuesta es… ¡No! De la misma manera que no se compra igual en todas, tampoco las compras fraudulentas son las mismas en todo el territorio nacional. Así por ejemplo, Canarias, Aragón y Andalucía son las Comunidades Autónomas donde más compras fraudulentas se realizan, mientras que Castilla y León y Galicia las encontramos en el otro extremo.

#8 ¿Qué periodo es en el que se concentra un mayor volumen de compras financiadas?

A lo largo del año existen dos momentos en los cuales los compradores online están más predispuestos a realizar fraude en sus compras por Internet: enero/febrero y septiembre/octubre. En el caso de los dos primeros meses del año esto se explica porque es un periodo en el que volumen de compras online aumenta en gran medida tanto por las compras navideñas como las rebajas. En la segunda etapa del año lo identificamos como un momento crítico tras el regreso de las vacaciones y la vuelta al cole.

#9 Cuando un usuario realiza una compra fraudulenta, ¿suele reincidir?

Por suerte tenemos que decir que solo un 10% de los compradores son reincidentes. El motivo principal está en el desarrollo de algoritmos de machine learning que permiten poner en marcha reglas antifraude automáticas que permiten identificar patrones comunes en esos comportamientos fraudulentos, aprender de ellos y desarrollar automatismos que impidan fraudes de las mismas características que se repitan en el futuro.

Tal y como cuenta nuestro CEO, Fernando Cabello-Astolfi: «En nuestro caso, consultamos el histórico de compras de un cliente, si ha solicitado algún crédito con anterioridad y cuál fue su comportamiento de pago, si está reportado en algún fichero de solvencia, etc. Recopilamos todos esos datos y generamos algoritmos que exploran y aprenden de ellos para ver cuál es la mejor decisión a la hora de conceder o no un crédito. De esta manera, evitamos que quien ha realizado una compra fraudulenta una vez, pueda volver a hacerlo.

Así es el perfil de defraudador online en España: joven, con una edad media de 36 años, que adquiere más de 2 artículos en la misma compra. Aquí te dejamos una infografía que hemos preparado con estas claves. Y tú como ecommerce, ¿has experimentado alguna situación de fraude online?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Radiografía del eCommerce durante el confiniamiento2020-05-28 09:50:11
[…] web y fraude son dos variables estrechamente correlacionadas. Durante el confinamiento el interés por las […]
Elige la mejor pasarela de pago para tu eCommerce | Aplazame2020-04-20 10:15:54
[…] Incluye una herramienta para la prevención del fraude online […]